Incendio

Dos trabajadores de la construcción preparaban  un asado cuando uno de ellos se empezó a quemar. El otro se quitó la chaqueta y empezó a pegarle con ella para apagarle el fuego. El que se estaba quemando gritaba:
-¡Dejame quemar..., dejame quemar...!
-¿Por qué, si trato de salvarte?
-¡Dejame quemar, o... saca el martillo de la chaqueta!  

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.