Mostrando las entradas con la etiqueta Niños. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta Niños. Mostrar todas las entradas

Limones

Dos pequeños se roban un saco de limones del vecindario, y optan por dividirlos en un lugar callado y apartado.
Uno sugiere: “¡Vamos al cementerio que a esta hora no hay nadie!”.
Al saltar la cerca del cementerio, dos limones se salen del saco; pero... no le dan mayor importancia.
Algunos minutos más tarde, un borracho pasó cerca de la puerta del cementerio y escuchó una voz que decía: “¡Uno para tí, uno para mí... uno para tí, uno para mí...!”.
Inmediatamente se le fue la borrachera, y corrió tan rápido que cayó en el atrio de la iglesia, donde estaba el párroco a quien le dijo: “¡Padre, padre, venga conmigo, he sido testigo de que Dios y el diablo se están repartiendo los muertos del cementerio!”.
Ambos corrieron de regreso al cementerio, y al llegar a la puerta aún la voz decía: “¡Uno para ti, uno para mí... uno para ti, uno para mí...!”.
Repentinamente, la voz se detiene y dice: “¿Qué hacemos con los dos que están afuera?...
Padre y borracho salieron corriendo despavoridos, gritando: “¡No, no. Aún no estamos muertos..., no nos cuenten!”.

De "niñerías"

En la escuela:
-Maestra, ¿de dónde salen los pollitos?
-De los huevos, Jaimito.
-¡Ay maestra... no me asuste!

***
El niño le dice a su papá:
-Papi, ¿puedes hacerme la tarea de matemáticas?
-¡No hijo, eso no esta bien!
-No importa, inténtalo de todas maneras.

****
Jaimito le dice a su amiguita:
-Quisiera tener bastante plata, pa comprarme un elefante...
-¿Y tú, para qué quieres un elefante?
-¡Yo no quiero el elefante... yo quiero es la plata!

****
En clase:
-Jaimito, contéstame esta pregunta: Si tienes 500 pesos en un bolsillo del pantalón y 200 pesos en el otro... ¿qué tienes?
-Pues, debo tener los pantalones de otro, porque yo estoy limpio profe.

****
Entre hermanitos:
-Oye, ¿como cuándo crees que vas a terminar de armar ese rompecabezas?
-Pos no se, en la caja dice de 5 a 8 años.

****
En la escuela:
-Jaimito: ¿con qué mato David a Goliat?
-Con una moto, señorita.
-Niño... ¿No sería con una onda?
-Ah... ¿es que tenía que decir la marca también?

****
-Jaimito: ¿por qué le pegaste a tu hermanita con la silla?
-¡Ah... porque el sofá esta muy pesado!

****
La mamá embarazada le dice a su hijo:
-Jaimito, ¿que quieres que te traiga el niño Dios, un hermanito o una hermanita?
-¡Ay mamá, yo creo que te va a doler mucho, pero yo quiero una bicicleta!

****
Jaimito le dice a la mamá:
-Mami, a la salida del colegio, unos niños me cogieron a patadas y a puños...
-Oye... ¿y no te vengaste?
-¡Claro mami... si no me vengo, me matan!

****
Una niña le dice a su mamá:
-Mami, ¿cuándo voy a tener mis senos tan grandes como los tuyos?
-¡Ay hija, te faltan muchos años!
-!No jodas mami, y yo que los necesitaba pal sábado"

¿Mieeeee-do..., yooo?


Va caminando un vampiro por la calle y encuentra un niño, y le dice:
─¿Te doooy mie-dooooooooo...?
Y el niño contesta:
─No, glaaa-cias, ¡ya…, ya…, ya teeen-go!

Fecha


Un nino le pregunta a su mamá: 
─Mamá, mamá, ¿cuál es la fecha de mi nacimiento?
 
Y dice la mamá:
 
─El 22 de abril.
 
─!Que coincidencia, el mismo día de mi cumpleaños!

En un entierro


Después de un velorio, salió un coche fúnebre con el cadáver seguido de toda la familia en luto, cuando de repente salió un niño gritando y llorando persiguiendo desesperadamente el coche:
─¡Papito llévame contigo! ¡Papito no me dejes solo!
Toda la gente en el pueblo quedó consternada ante aquella escena tan dolorosa mientras el niño seguía:
─¡Papito por favor llévame! ¡Quiero irme contigo! ¡No me dejes por favor!
En eso se detiene el coche y se baja el chofer todo molesto, y le dice al niño:
─Esta bien hijo te voy a llevar, pero que sea la última vez que vienes conmigo al trabajo.

Colecta


Un niño les escribe a los Reyes Magos una carta, y les pide 250 dólares para comprarse una bicicleta. En la oficina de correos no saben que hacer con la carta, así que la abren, la leen, y se quedan tan enternecidos que hacen una colecta y apenas alcanzaron a reunir 180 dólares y se los envían.
Al cabo de unos días, reciben otra carta para los reyes magos, la abren y dice:
 
"Queridos Reyes Magos, muchas gracias por el dinero. Pero la próxima vez no me manden plata por correo, porque esos carteros desgraciados, infelices y ladrones, se han quedado con 70 dólares”.

Sopa


El papá caníbal le dice a su hijo:
─Dime hijito: ¿te gustó la sopita de mamá?
-Si papi, pero… ¡me dió uno pesal!

Doble inyección


El papá está haciendo el amor con la mamá, Pepito -su hijo- los vé y les pregunta:
─¿Ustedes qué están haciendo?
El papá le contesta:
─¡Deja hijo, que le estoy colocando una inyección a tu mamá!
─¡Ay papi, entonces mi mamá debe estar muy enferma, porque esta mañana el lechero le puso otra!

¿Lambió o lamió?


─¿Pepito, por qué golpeas a ese niño?
─Profe, es que lambió mi comida....
─No Pepito....Lamió....
─¿Cómo..., también la mió? ¡ahora si, mato ese desgraciado!

Pepito en clase


La maestra dice:
─Voy a escoger tres niños que me digan una oración que tenga que ver con “estatua”, María, díme una oración con “estatua”.
─Bueno maestra, yo fui a San Juan y ví la estatua de Cristobal Colón.
─¡Muy bien! Ahora tu Juanita…
─Señolita, yo fui a Estados Unidos y vi la estatua de la libertad.
─¡Perfecto!… ¿y tú, Pepito?
─Mire preciosa maestra, yo fui a casa de mi agüelita, ella tropezó conmigo, se cayó y “estatua”, ¡está tua... jodida! 

Pa planchar


Un niño le pregunta a su madre:
- Mamá, Mamá, ¿por qué metes el pijama bajo la almohada?
- Para que no se arrugue.
- ¿Y por qué no metes a la agüelita?

Oración para la cena


Ante muchos invitados, la madre de la familia le pide a su hija de seis años:
─¿Te gustaría bendecir la mesa?
La niña le responde:
─¿No sé qué decir?
─Pues dí lo que has oido decir a tu mamá -le pide la madre-
Entonces la niña, sintiéndose más segura, junta sus manos e inclinando la cabeza dice:
─¡Dios mio: ¿cómo se me ocurrió invitar toda esta chusma a mi cena?

En la iglesia


Pepito, se puso a vender huevos dentro de una iglesia:
-¡Huevos! ¡huevos! ¡huevos frescos..!
El sacerdote, muy molesto, grita:
-¡Sáquen ese niño de los huevos...!
Y Pepito, muy asustado, dice:
-¡Padre, mejor de la orejita!

Jaimito


─Abuelita, abuelita... estile “las patas”.
─Pero mijo, ¿por qué me pides eso?
─¡Pala sentilme bien contento!
─¿Cómo?
--Shi, polque mi papá dijo que cuando usted estile “las patas”, vamos a ser muy felices.

Valientes


─A ver, Jaimito, dame un ejemplo de alguien que sea muy valiente.
─Mi papá, señorita...
─¿Por qué?
─Porque es bombero, y en cuanto suena la sirena sale a salvar vidas, poniendo en peligro la suya.
─Muy bien. Y..., ¿un ejemplo de cobarde?
─Mi tio José, señorita...
─¿Por qué?
- Porque cuando mi papá sale a apagar incendios, él se mete en la cama con mi mamá, y los dos se ponen a temblar...

Doble inyección


El papá está haciendo el amor con la mamá, Pepito -su hijo- los vé y les pregunta:
─¿Ustedes qué están haciendo?
El papá le contesta:
─¡Deja hijo, que le estoy colocando una inyección a tu mamá!
─¡Ay papi, entonces mi mamá debe estar muy enferma, porque esta mañana el lechero le puso otra!