En dos cuotas


El marido llega a su casa y quiere entrar al baño, pero su esposa se esta bañando él le pide que por favor salga que es urgente, ella se coloca una toalla y sale. Justo tocan el timbre, ella abre y es el vecino que le dice:
-Que bella estas Marta, si me muestras tus pechos te regalo 200 pesos.
La mujer lo piensa y acepta, se baja la toalla y le muestra los pechos. El vecino le dice entonces:
-Son hermosos, si te bajas toda la toalla te regalo otros 200 pesos.
La mujer sin pensarlo mucho se baja la toalla y se muestra toda. El vecino agradecido le entrega los 400 pesos y se va. Al regresar al baño el marido le pregunta:
- ¿Quien era?
- Era el vecino del frente...
- ¡Que bien! ¿me trajo los 400 pesos que le presté ayer?

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.